Esta tarde volvemos a salir a las calles para exigir #NiUnaMenos.


A 3 años de la primera movilización vemos que el número de femicidios y travesticidios no se redujo, que los niños y niñas que quedaron sin madres se sostiene y que la cantidad de denuncias para cortar con la violencia sigue siendo baja, porque las mujeres no creen en la justicia ni en las fuerzas de seguridad.

Hoy marchamos para exigir al Estado que promueva las políticas públicas necesarias para terminar con la violencia machista contra las mujeres, lesbianas, travestis y trans.

Estos reclamos van acompañados del grito colectivo por el “Aborto, Legal, Seguro y Gratuito”, para exigir la Ley de Interrupción Legal del Embarazo y la consigna “Vivas, libres y desendeudadas nos queremos”, contra el FMI, contra el ajuste y contra los tarifazos, que precarizan nuestras vidas.