Skip to content

BLOG

Hora de Obrar junto a más de 100 organizaciones de la sociedad civil calificaron de «inaceptables» las modificaciones a las leyes ambientales que propone el Proyecto de Ley de Bases y Puntos de Partida y que implican un retroceso.
Distintas organizaciones sociales, ambientales y políticas, en una protesta frente al Congreso nacional, en 2022. Creditos: Ámbito.

Un centenar de organizaciones enviaron una carta a diputados «para expresar nuevamente nuestro rechazo a cualquier modificación realizada a las leyes de presupuestos mínimos 26.331 de protección ambiental de bosques nativos; 26.639 de protección de glaciares y ambiente periglaciar y 26.562 de protección ambiental para controlar las actividades de quema; a la ley 24.922 que establece el Régimen Federal de Pesca; y a la asignación de derechos de a emisión de gases de efecto invernadero (GEl) que el Poder Ejecutivo Nacional propone para el tratamiento legislativo en el marco del proyecto de ley ‘Bases y Puntos de Partida para La Libertad de los Argentinos'»

Las organizaciones firmantes remarcaron también que «el ‘listado de cambios’ que propondría y ha hecho circular el Poder Ejecutivo Nacional sigue manteniendo modificaciones inaceptables en las leyes de bosques, quema y pesca y, en el caso de la ley de glaciares, incluso, propone nuevos cambios» y declararon que «estas propuestas desguazan el funcionamiento estructural de las normas, por lo que, de ser sancionadas harán retroceder al pais en materia de protección ambiental.»

Concluyeron con un pedido enfático de «exclusión completa» de la normativas que afectarían gravemente derecho a un ambiente sano.

Aquí se puede leer la nota completa:

Ley de Bosques (2007)

Según informa Eldiario.ar desde la sanción de la Ley de Bosques la deforestación bajó un 40% comparado a la década anterior.

Esta norma protege el 80% de los bosques del país y territorios indígenas, donde se prohíbe desmontar (Categorías rojo y amarillo), y en otras zonas exige el estudio de impacto ambiental y audiencias públicas antes de aprobar un desmonte.

Las modificaciones propuestas en la Ley Ómnibus permitirán que los gobiernos provinciales autoricen desmontes donde hoy está prohibido y desfinancia la ley, lo que repercutirá seriamente en los controles al desmonte ilegal y los incendios forestales, y en el fomento de actividades sustentables en los bosques. Tambien se eliminarán mecanismos de acceso a información cruciales para proteger el ambiente desde la sociedad civil.

Ley de Glaciares (2010)

La Ley Nacional de Glaciares define a los glaciares como bienes de carácter público y busca preservarlos como reservas estratégicas de agua, proteger también su biodiversidad, cuidarlos como fuente de información científica y potencial turístico.

La Ley Ómnibus habilita la actividad económica en la zona periglaciar, como la minera y petrolera.

La Ley Ómnibus también desregula peligrosamente la quema habilitando el mecanismo para desmontar sin controles.

FacebookTwitterLinkedInEmail

Aún no hay comentarios, ¡añada su voz abajo!


Añadir un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Play Video